Open top menu

El inconformismo del Leganés

D

iez y cinco de la noche. Marca Luciano.

El Lega hace dos goles en dos minutos y Butarque llega al éxtasis.

He empezado por este momento porque un servidor se quedaría a vivir aquí. Aun perdiendo 2-3. En esa millonésima de segundo, en ese pico de la ola, en esa montaña rusa que proporciona el escalofrío más potente solo en el instante antes de empezar a bajar. Lo que parecía un monólogo del campeón de Europa terminó siendo un apuro en toda regla. Ahí, en ese momento, el Lega alcanzó -sin darse cuenta- otro galón más en Primera División. No sacaría puntos contra el Real Madrid, pero sí un poco de pecho al final del partido.

Por unos minutos todo pudo ser posible en el estadio que más cosas ha celebrado en España en las tres últimas temporadas. Pasó el descanso y el bocata fue más corto que nunca. Las caras de ilusión en la grada ya eran suficiente. El gigante estaba magullado y algo desorientado, y el débil, aupado por su eterno inconformismo. Esa es la palabra. He tardado dos párrafos en encontrarla, pero es esa. Inconformismo.

El Lega tiene la maravillosa capacidad de seguir deseando retos una vez conseguidos. Ese hambre desatado, el mismo que tiene su líder Asier Garitano, provocó que ayer Butarque soñase lo que nunca jamás hubiese imaginado. Por mucho que, en su análisis, el míster dijese que a los suyos les faltó un puñado de mala leche. También con razón. En resumen, que el de ayer no fue un partido de Copa fruto del azar. El de ayer fue uno de los de verdad, ganado a pulso en poco más de 700 días, la fecha trascurrida entre los dos ascensos.

Y no me vale que Zidane desluciese el plan con su segunda unidad. Marco Asensio estuvo sensacional -Florentino lo ficharía este verano por una millonada si jugase en otro equipo- y el delantero titular: un internacional con España. Por ahí no compro ese mensaje. El Madrid es siempre el Madrid y su estilo, el de ganar, lo desarrolla con naturalidad. La misma que desea el Leganés para las próximas temporadas. “Queremos que sea normal jugar contra el Madrid”, dijo Garitano en la previa. Ayer dieron su primer paso para repetir cara a cara el año que viene. Su inconformismo tiene la ‘culpa’ de todo.

 

Todavía no hay comentarios.

Nadie ha dejado un comentario para este post. Aun.

Leave a comment